Juguetes Seguros. Aprende a Identificalos.
Esta web usa cookies para mejorar tu experiencia de usuario. Si continúas entendemos que das tu consentimiento. Leer más.

Todos los juguetes seguros que podemos encontrar en el mercado deben cumplir una serie de requisitos que protejan a los niños de riesgos para la salud o lesiones físicas.

A la hora de comprar un juguete seguro hay que tener muy en cuenta los siguientes aspectos:
 
El juguete debe ser el adecuado para la edad del niño. Teniendo en consideración además sus inquietudes y habilidades. Resulta peligroso comprar juguetes para niños pequeños si realmente están indicados para niños más mayores. Principalmente, por las pequeñas piezas que los juguetes pudieran contener. Del mismo modo, comprar un juguete para un niño mayor que ha sido indicado para niños menores puede provocar hastío y aburrimiento.

Los juguetes seguros tienen el logotipo de la CE que es obligatorio y garantiza que el juguete cumple con las normas y requisitos de seguridad.

Los juguetes seguros tienen las advertencias de uso que indican para que edades es adecuado el juguete.

- Un juguete seguro debe disponer de instrucciones de uso.

En el juguete seguro aparece el nombre del fabricante o razón social de la empresa responsable de la comercialización, por si fuera necesario realizar una reclamación.

Conviene desconfiar de las importantes diferencias de precios en juguetes aparentemente similares o iguales. Pues muy probablemente, en la diferencia de precio se explican los controles de calidad y seguridad del juguete. No conviene confiarse aunque a simple vista pudieran resultar idénticos. Los juguetes no seguros se fabrican con materiales de peor calidad, no superan los más mínimos controles de calidad, se estropean más fácilmente y son una amenaza para la seguridad de un niño (pinturas tóxicas, inflamables, malos acabados, piezas débiles, flojas o sueltas…). Recuerde siempre que compre un juguete: pague calidad y llore sólo una vez.

Los padres deben explicar al niño como funciona el juguete y lo que podría ocurrir si no lo usa correctamente. Conviene recordándoselo al niño de vez en cuando por si acaso se le olvida.

Preparar el lugar de juego. Aunque un juguete sea seguro, es necesario que el lugar de juego disponga de medidas de seguridad (evitar ventanas abiertas, alturas, suelos resbaladizos…)

Deshacerse de los juguetes rotos estropeados lo antes posible. Pueden herir o causar lesiones a un niño. Los juguetes estropeados deben reciclarse y deben ser depositados en los contenedores adecuados.

   

Han dejado 1 comentario...

Avatar

Juguetes Adecuados. Qué Características deben Tener | Juguetes

27 de abril de 2011 a las 1:39 PM

[...] – Que sean juguetes seguros. [...]

¿Quieres dejar tu comentario?