Esta web usa cookies para mejorar tu experiencia de usuario. Si continúas entendemos que das tu consentimiento. Leer ms.

Llamamos juguete a aquellos objetos elaborados para que los niños jueguen. Sin embargo, son juguetes también todos aquellos artilugios que crean los más pequeños para su diversión y otros tantos objetos que no fueron elaborados con ese fin, pero que son igualmente son usados por ellos para entretenerse.

Qué son los juguetes

Niño jugando con una cámara de rueda

Así, podríamos llamar juguetes también a una rama, un pedazo de madera, una escoba, una cacerola, unas piedritas…, pues si los niños las emplean para jugar, son válidas también dentro de este término. En ese sentido, es irónico que se consideren a juguetes a peluches o enormes aparatos que, por lo complejo o grandeza de su estructura, terminan empolvándose en el salón de juegos y no se les termina dando el uso para el que fue creado.

Desde este punto de vista, consideremos el juguete no sólo como aquel artículo que compramos en la sección juguetería de una tienda por departamento, sino como todo aquello que el niño considera como elemento de juego.

Entonces, podríamos considerar juguete a todo aquel objeto que le sirve al niño como entretenimiento y no al revés. Es decir, que un artículo vendido en una juguetería no es necesariamente un juguete si es que el niño no le da este valor. Además, puede no servirle como herramienta principal del juego, pero sí como una especie de “asistente”.

Recordemos que los juguetes no siempre son el protagonista de un juego, sin embargo, contribuyen en gran medida a las necesidades del infante y apoyan su desarrollo en varios aspectos.

De esta manera, definamos al juguete como una herramienta útil en una situación de juego de uno o varios niños, sin importar su origen. Los podemos clasificar en:

- Objetos comunes (elementos de la casa como: cucharas, jabones, platos…)

- Juguetes específicos

- Objetos naturales (obtenidos de la naturaleza como agua, tierra, ramas, piedritas)

- Objetos no determinantes (aquellos que tienen infinidad de usos, como telas y cuerdas)

- Creaciones infantiles (aquellos elementos creados por el propio niño y que hace las veces de otro objeto como una caja haciendo de coche o una bolsa de papel fungiendo de máscara)

   

Han dejado 2 comentarios...

Avatar

Transmisión de Valores a través de los Juguetes

31 de mayo de 2011 a las 11:17 AM

[...] al uso o no de juguetes bélicos, hemos dicho que el juguete es sólo una herramienta, y que es el niño el que define el juego, así que, si el niño está [...]

Avatar

Jonny Javier Posso varela

24 de noviembre de 2013 a las 12:58 AM

considero que la denominación de juguete como la plantean deja dudas considerando que el niño especialmente durante los tres años es un explorador y juega con lo que encuentra en su camino y por ello se diseñan juguetes con características muy parecida a las que encuentra en su cotidianidad y si llamamos a todo juguete, de inmediato los exponemos a muchos peligros por creer que al ser usados por ellos para entretenerse cumple con la característica que debe tener un juguete dependiendo de la edad.
creo que el niño juega con una chancla imitando a un auto, toma un elemento cotidiano y crea un elemento para jugar, pero en ultimas es una chancla, nos toca enseñarle mas tarde que van en los pies, luego hasta la emplean para castigar. Lo mismo pasa con objetos que usamos los adultos como cuchillos y que en muchos espacios el niño inocentemente toma para jugar a la cocinita o tienda divirtiéndose pero exponiéndose caso que pasa también con ramas, piedras y otros juguetes que emplean para jugar. Lo que quiero decir es que si cualquier elemento es un juguete, entonces donde queda toda la orientación que deben seguir los diseñadores en cuanto al cuidado y uso, por ello pienso que el juguete es el que tiene unas característica que entre otras cosas le brinda seguridad al niño y le aporta a la interacción con el ambiente y que siempre tendrá objetos cotidianos que utilizara para jugar.
entonces creo que a los elementos cotidianos que utiliza el niño como herramienta útil para integrarlo a sus situaciones de juego se les debe dar un nombre porque aquí utiliza todo su ingenio y por tanto es un creador los juguetes y otros elementos con los que interacción se deben diferenciar ya que al ir creciendo los adultos les iremos dando su nombre real.

¿Quieres dejar tu comentario?